BOU EN DUDA

La derrota de ayer ante Aldosivi en Mar del Plata por 2 a 1 significó un golpe directo a la ilusión de Racing para poder dar pelea en las dos competencias que afronta. Con esa caída, se ubica a diez unidades del líder de la Zona 2 (Lanús), a falta de seis jornadas. 

Y Facundo Sava fue claro: avisó que ahora los cañones apuntarán a la Copa Libertadores.

En el certamen internacional el panorama es más alentador, ya que tras cuatro juegos comanda el Grupo 3 con 8 unidades, dos más que su escolta Boca, a quien recibirá el próximo miércoles, desde las 19:30, en el Cilindro de Avellaneda. Para este compromiso, el Colorado tiene algunas dudas que deberá disipar.

 

Como primera medida, se confirmó la lesión de Francisco Cerro, quien igualmente no podía decir presente contra el cuadro xeneize por deber aún una fecha de suspensión. El ex Quilmes se desgarró en el bíceps femoral de la pierna derecha y estará fuera de las canchas aproximadamente 21 días (no estará en el clásico con Independiente). Ese hueco para acompañar a Luciano Aued en la contención pareciera ser para Ezequiel Videla, quien le sacaría una leve ventaja a Federico Vismara.

Pero la lista de averiados continúa, ya que Sergio Vittor debió ser reemplazado contra el Tiburón por una lumbalgia que arrastra desde hace algunas fechas. Además, hoy practicaron de manera diferenciada Nicolás Sánchez y Gustavo Bou. Ambos serán probados mañana, para definir si podrán ser de la partida contra Boca. Sebastián Saja, por un cuadro gripal, también abandonó antes de tiempo el entrenamiento, pero no corre peligro su ubicación bajo los tres palos.


Con este panorama, y teniendo en cuenta lo que pueda suceder con la Pantera,
Sava ya planeaba una dupla y cuatro volantes.
Las mayores posibilidades recaen en Milito y Lisandro López como binomio ofensivo, en tanto para el medio, Romero es fija (influye notoriamente en el rendimiento) y Acuña una firme posibilidad para el sector izquierdo.

Fuente: Olé.
Retoque fotográfico: @RCMSnews
Leer más...